Regional

Extienden plazo para el último riego del algodonero

  • El cultivo se ha visto afectado por el fenómeno del «Monsoon», justifica la SADER en BC

MEXICALI, B.C., SEPT. 07 DE 2022.- Debido a las afectaciones provocadas por el fenómeno del “monsoon” y a la baja retención de bellotas, la Representación de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (SADER) en Baja California, anunció que la fecha límite para la aplicación del último riego de auxilio del cultivo algodonero del ciclo agrícola primavera-verano 2022, será el 20 de septiembre del año en curso.

Durante una reunión celebrada con productores y representantes de diferentes empresas habilitadoras del cultivo de algodonero del Valle de Mexicali, el titular de la dependencia federal en el Estado, ingeniero Juan Manuel Martínez Núñez, destacó que la fecha límite se ampliará 10 días más, con la finalidad de rescatar las bellotas del tercio superior de la planta y así asegurar una mejor cosecha para los agricultores de la región.

Comentó que la fecha límite para dar el último riego de auxilio estaba programada para el 10 de septiembre, pero ante esta situación y de conformidad con lo acordado con los agricultores de la fibra blanca, se pospondrá hasta la fecha arriba señalada.

Con respecto al resto de las labores, el funcionario aclaró que las fechas límites para la cosecha seguirán programadas para realizarse entre el 10 y el 15 de diciembre, mientras que las labores fitosanitarias (desvares y barbechos) para el 31 de este mismo mes.

Es indispensable que se establezca una ventana de 60 días libres de cultivo antes de iniciar el siguiente ciclo, con el propósito de mantener las poblaciones de plagas en un nivel manejable, advirtió.

Martínez Núñez manifestó que hay dos factores que deben mantenerse equilibrados en este y en cualquier cultivo, como lo son la rentabilidad del mismo y la salud fitosanitaria en la región; ambos factores están estrechamente ligados, pero no se debe sacrificar uno por otro, dijo. “No queremos una región con un cultivo rentable temporalmente a costa de la sanidad, ni queremos una zona limpia de plagas con cultivos con mala rentabilidad”, abundó.

Ante esta situación y derivado de los planteamientos de los productores del llamado “Oro Blanco”, es que se tomó la decisión de ampliar el plazo, tomando en consideración que el efecto del “Monsoon” ha estado presente desde el mes de junio, y se agravó entre los meses de julio y agosto, y aún en parte del presente mes de septiembre.

Por otro lado, precisó que esta medida es necesaria para mejorar las expectativas de rendimiento del cultivo, pero está condicionado a que los módulos de riego cuenten con los volúmenes de agua disponibles, y a que las empresas recomienden y exijan a sus habilitados mantener controladas las plagas del cultivo, a fin de evitar su proliferación.

Finalmente, el representante de la SADER expresó su confianza en que las empresas apoyen los esfuerzos de mantener un valle sano de plagas y enfermedades y contribuyan a respetar las fechas límites para lograr la ventana sanitaria de 60 días previo al 1 de marzo del 2023, cuando inicie el siguiente ciclo agrícola primavera-verano 2023, tal y como lo han venido haciendo en los últimos años, lo que se ha reflejado en menor incidencia de estos problemas y en mejores rendimientos para el productor.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba